24 inviernos.

by - mayo 18, 2017

¡Hola, hola! Ahora que estoy -un poco.- más libre, os traigo una entrada que debería de haber hecho como hace tres meses, pero mejor tarde que nunca -o eso dicen.- así que aquí estamos con los regalos que me cayeron en mis 24 primaveras. Antes de nada deciros que hay cosas que no están porque ya han sido movilizadas, pero que comentaré igualmente.
¡Empezamos!


Empezamos fuerte. Desde siempre he querido unos bombachos, y un amigo me hizo su regalo -que siempre acierta.- y voilá. De hecho en la foto he puesto los pantalones como si estuviera danzando, porque eso hice cuando los vi: qué colores, de verdad, me encantó. Y sobre él está el regalo de una muy, muy buena amiga, que me llena siempre de flores y palabras para seguir (@chris)



Las faldas son para el verano, y aunque mi cumpleaños es en invierno y el frío no perdona, somos unos visionarios en esta casa. Las converse -así un poquito falsillas pero igual de bonicas.-, junto con la falda vaquera, es un regalo de mis padres, a los que quiero cada día más, y la otra falda es un regalo de todas esas personas a las que llamo amigos pero que también podría llamar familia porque no me recuerdo sin ellos.


Y ahora un max-mix de detalles que me llegaron desde lejos. El primero de todos, las velitas de cactus, me las regaló un número impar que siempre me da suerte (@Trece). Además, más abajo, la fotografía de alguien que ha aparecido hace poco pero que, como el mar y la foto, lo hace todo tan bonito, que ojalá se quede siempre (@R). La piedra dibujada es de un muy buen amigo -el mismo que el de los bombachos.- y el dibujo del cactus es de alguien que ha venido para quedarse (@NacheraJefa): además me regaló unos calcetines preciosos que están lavándose porque me encantan y me los pongo siempre que puedo, otra ilustración preciosa y todo el amor que le cabía en forma de ferrero rocher, confeti, colores, y una postal de Barcelona que la tengo colgada en la habitación y que miro de cuando en cuando, a la espera de poder ir a verla y darle un abrazo de los de verdad.


Y no podían faltar libros y libretas y cositas bonitas por doquier. La primera libreta fue el primer regalo que me hicieron, en ella escribo -cuando me acuerdo porque soy un desastre.- cositas de este año que no quiero olvidar. Y es pArís, porque nunca falla conmigo. Me la regaló alguien que está desde que tengo memoria, y me hace sentir horriblemente feliz tenerla (@Viv). La segunda libreta, justo debajo, me la regaló Noë, de nuevo ella apareciendo y dándome todos los colores. Los libros que están a su derecha, el primero de ellos y, de nuevo, con pArís como palabra clave, me lo regaló @M, y fue uno de los regalos que más sorpresa me dio, porque no me esperaba que alguien fuese tan bonito, fue una maravilla desenvolver el regalo y sentir que alguien se acordó de mí así (además me regaló un poco de té que, por supuesto, está a medio terminar porque estaba delicioso.) Y para terminar, Un Monstruo viene a verme, libro que quería porque lloré con la película horrores, y que me regalaron mi hermana mayor de nosangre y a la que quiero muchísimo porque llevo con ella desde que tengo uso de razón -o uso de razón baloncestístico, mejor dicho.-, @Sara, y los bonitos @Vero y @Edu. Ellos además me regalaron un dibujo precioso, y un juego de mesa al que me he enganchado malamente y que he dejado en mi pueblo porque es allí donde se desarrolla el vicio.


Y por último, pero no por ello menos importante, las dos joyitas de la corona. Una de ellas, regalada por mis amigos -el peto putamente querido, además de una taza preciosa y que halla en el friegaplatos.- y la otra, regalada por mis padres -la chaqueta de cuero putamente querida, además de unas zapatillas de andar por casa mullidas y calentitas.- 
Y lo más importante, me regalaron todos los abrazos del mundo, su tiempo, tartas, chocolate, sonrisas y días que jamás olvidaré. Porque en esta vida, aunque poco, se puede ser ñoña cuando la gente está ahí y te da todo cuanto puede darte. Cuando hay gente que te manda por correo, a kilómetros, todas las cosas que saben que van a gustarte. Cuando la gente de aquí, a pesa del tiempo que lleváis juntos, no deja de sorprenderte.

¿A vosotros/as qué os ha gustado más? ¿Qué os regalaron la última vez que os haya recordado con lo que os he traído hoy aquí? Contadme, muchachos y muchachas, que me gusta mucho leeros
Ya sabéis que se agradecen muchísimo los comentarios, compartir por twitter y que me leáis. Espero que os haya gustado.

You May Also Like

8 comentarios

  1. Yo llevo muchísimo tiempo queriendo mandarte mi regalo de cumpleaños y nunca veo el momento ni tengo el tiempo suficiente para llevarlo a cabo como es debido. Espero que me perdones, pero te prometo que te lo enviaré (espero más pronto que tarde) y que te guste tanto como me gusta a mí (la idea que tengo de él en la cabeza).
    Tienes unos regalos muy bonitos, y qué lástima no haber estado cerquita de ti para darte un millón de abrazos más.

    ResponderEliminar
  2. Mira si estoy en la parra que había pensado: ¿ha sido su cumpleaños ahora? ¿Pero no había sido ya? Jajaja

    Me gustan mucho tus regalos, que bien que te llenaran de tantas cosas bonitas :3 Yo también quiero unos bombachos, pero nada, no hay manera de encontrar unos como esos que me gusten... Y no hace falta que diga que, como loca de las libretas, me gusta mucho la de París <3

    ResponderEliminar
  3. Qué regalos tan geniales, pero... Ahora NECESITO las velas de cactus ♥♥♥
    La edición ilustrada de Un monstruo viene a verme te va a encantar. Lo leí en digital (llorera tremenda), vi la película (a llorar otra vez) y después mi chico me regaló ese libro porque tenía que estar sí o sí en mi estantería. Y ha sido de los regalos más bonitos que me han hecho. Disfrútalo mucho.

    Abrazo enooomre.

    ResponderEliminar
  4. Todos los regalos son preciosos, además se nota que te conocen bien los que te los han hecho :)

    La chupa de cuero me ha enamorado mucho <3

    A ver si te escribo pronto :D

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  5. Por Dios, pero qué entrada más bonita *__*
    Que lo bonito no son los regalos sino la gente que se acuerda de ti y que, además, siempre consigue dar en el clavo. Eso es lo bonito de los cumpleaños :)
    (me muero con la chupa y me muero con las velas de cactus <33333)

    Abrazos gigantes desde la distancia.

    ResponderEliminar
  6. Los petos tejanos siempre son la clave de la vida. Cómo me alegro de que tu cumpleaños estuviera lleno de detalles y gente querida, ya se acerca el mío y este año estoy como una niña esperando la fecha con muchísima ilusión.

    Un beso While, ojalá tenga tiempo para comentar más a menudo.

    ResponderEliminar
  7. Me encanta ver que has tenido tantos regalitos porque si alguien se los merece, ese alguien eres tú <3 Y aunque ya te lo dije por privado, me ha hecho muchísima ilusión no sólo verme aquí, sino también ver el cariño con el que te refieres a mí (¿se te puede querer más de lo que te quiero ya? Pensaba que no pero cada día mi love por ti va a más)

    Por cierto, ese peto te sienta de maravilla. Tú lo sabes, yo lo sé, quiennovoyanombrar lo sabe ;)

    ResponderEliminar
  8. Ai, ¡Cómo me ha gustado esta entrada! ¡Y cómo me gusta que me llames Nachera Jefa! Ojalá colmarte de regalos año tras año porque si te a ti te hizo ilusión no te puedes ni imaginar los saltitos de alegría que daba yo. Qué nervios más tontos y todo, oix. Ha tardado porque lo bueno se hace esperar, pero que sepas que me encanta leerte por aquí y que espero mucha mucha más actividad ahora que por fin ya te vas a librar de todo y te vas a quedar con tooodo lo bueno.

    UN FUERTE ABRAZO NACHERO.

    ResponderEliminar