HISTORIA || Grecia tiene nombre de mujer (Esparta)

by - diciembre 01, 2016

¡Hola, hola! He tardado un poco en hacer esta entrada porque quería que os gustara y os interesara, y como realmente Grecia tiene miles de cosas de mujer, he tardado en focalizar un aspecto, zona o lo que fuera, para comentaros. El año pasado hice un trabajo sobre la mujer en Esparta, y he decidido traeros un poco de aquel trabajo y de mi parte de éste. Yo me centraba principalmente en la religión, cosa que me resulta más entretenida, así que espero que os guste.

Antes de nada, debéis saber que durante bastante tiempo la historiografía religiosa se ha preocupado básicamente en describir la religión de los griegos, marginando las religiones mistéricas en las que la presencia de la mujer era considerable en comparación con el papel del hombre, de hecho, en algunas ocasiones era ella la protagonista. Podemos dividir en tres ámbitos este papel de la mujer espartana en la religión:
      • SACERDOCIO.
Para estudiar el sacerdocio hay que tener en cuenta la discriminación política, la marginación social y la subordinación económica que sufrían las mujeres, pues es en éste ámbito religioso en el podían participar en la vida pública, gozando de libertad de movimiento, derechos civiles, privilegios y honoresEn el sacerdocio se debe de tener en cuenta cuatro variantes: edad, espacio, tiempo y sociedad, para así tener en cuenta la problemática que entraña el sacerdocio femenino. En cuanto a la edad requerida para ocupar el cargo de sacerdotisa difiere mucho de unos santuarios a otros y no siempre encontramos esta prescripción.
El sacerdocio femenino se adecua en los tres estados de la mujer: la joven (parthénos), la esposa-madre (gyné) y la anciana (graía). Hay un grupo de mujeres que son sacerdotisas hasta que contraen matrimonio, otro que ostenta el cargo una vez casadas y finalmente un tercero de edad avanzada. Las mujeres podían llegar al sacerdocio por elección, sorteo o mediante compra-venta, y debían de reunir una serie de requisitos al margen de la edad y dependiendo del culto: debía tener la ciudadanía y someterse a un examen de aptitud, denominado dokimasía, como cualquier otro funcionario público. Al margen de la edad, el sacerdocio requiere un físico saludable de la candidata, porque el sacrificio a un dios tenía que ser holókleros, sin mancha. Algunos cultos requerían que la sacerdotisa, además, fuese virgen o que no se hubiese casado más de una vez.
Durante el desempeño de su cargo, la sacerdotisa debía atenerse a una serie de normas, unas eran del santuario y otras comunes al funcionariado: dentro de las primeras está la castidad con carácter temporal o de por vida, dependiendo del culto; debe abstenerse de cometer el delito del adulterio, lo cual la obligaría a abandonar el cargo, al igual que si uno de sus hijos muere, ya que la muerte se considera casia de contaminatio, transmitiendo impureza a sus parientes.
La duración de su cargo no siempre está definida: podía ser anual, bianual y también de por vida.
Egeo, mítico rey de Atenas, consultando a la Pitia, el Oráculo délfico, que está sentada en un trípode. Tondo de Kílix ático de figuras rojas, del Pintor Codrosc. 440-430 a. C.

      • FESTIVIDADES.
Hay diferentes deidades en cuyos festivales la participación de la mujer espartana era muy importante, aunque nosotrossólo destacaremos el de Artemisa o Ártemis: La diosa Ártemis es una de sus principales responsabilidades y funciones dentro de la sociedad. Estos rituales formaban parte del orden social, para evitar las uniones matrimoniales ilegales además de integrar a la joven en su vida sexual. Esta diosa tenía una situación privilegiada en Esparta, y existían dos cultos localizados en los confines de Laconia: uno en Limnai y el otro en Carias.
La presencia de sangre en los ritos a Ártemis Ortia era significativa: por un lado los jóvenes que son azotados, y por otro las jóvenes que dedican a la diosa su primera menstruación. Simboliza, en las jóvenes, la muerte de la niña, desarrollándose el rito de las mujeres, en forma de procesión, por la noche (y por la noche).

      • MITOLOGÍA
Aunque está relacionada con el punto anterior y volveremos a ver a Artemisa en este último punto, es interesante ver la mitología separada de la acción de las mujeres en los rituales. La mitología clásica constituye un preludio esencial a la historia de las mujeres, pues estos moldean las actitudes de generaciones sucesivas. Por ello vamos a comentar algunos mitos relativos a las mujeres, tanto mortales como divinas: Gea, junto a su hija Rea, son diosas importantes de la jerarquía mitológica; sin embargo, quedan apartadas por el poder y el gobierno patriarcal que impone Zeus. Éste obvia su único reconocimiento hacia ellas como portadoras de hijos. Otro mito, esta vez relativo a una mortal, es el de Pandora: la primera mujer es la que trae las desdichas a la humanidad al abrir una caja que las guardaba.
Los dioses olímpicos eran una familia antropomórfica que incluía a cinco mujeres importantes: Atenea, Hera, Artemisa, Hestia y Afrodita. Hay que tener en cuenta que muchos aspectos de estas mujeres inmortales se reflejaban en la sociedad femenina de la época. Lo que nos lleva a pensar que, en el siglo IV a. C, una mujer debía elegir ser entre una Atenea intelectual asexuada, una Afrodita frívola y objeto sexual, o una respetable esposa y madre como Hera.
Además, en cuanto a la virginidad se refiere, las mujeres debían de ser fieles a sus maridos, así como llegar vírgenes al matrimonio. De esta manera, su relación con las diosas es clara: Hera, que le es infiel a Zeus, tiene a uno de los inmortales más feos del mundo mitológico, siendo así un castigo por su infidelidad. Y Atenea, diosa relacionada con un ámbito masculino –guerra e inteligencia.-, se la arrebata la querencia de ser madre y desarrollar ese aspecto femenino.


  
                        ATENEA                      HERA                AFRODITA

Bibliografía utilizada -por si os interesa.-
CARLEDGE, P., Los espartanos: una historia épica. Barcelona, Ariel. 2009.
CEPEDA RUIZ, Historias de las mujeres: una revisión historiográfica. Universidad de Valladolid, 2004, en el capítulo: la mujer en Esparta. Épocas arcaica y clásica.
POMEROY, S., Diosas, rameras, esposas y esclavas. Mujeres en la antigüedad clásica. Akal, Madrid, 1999.
IRIARTE, A., De amazonas a ciudadanos. Pretexto ginecocrático y patriarcado en la Grecia Antigua., Akal, Madrid, 2002.

Y hasta aquí la entrada. Ya sabéis que se agradecen muchísimo los comentarios, y más en entradas que están tan relacionadas con estudios y mundos que me apasionan. De verdad que espero que os haya gustado, se aceptan sugerencias para más cositas de Grecia, o de otra zona del Mundo Antiguo, y si tengo algún fallo o errata, os agradezco que me lo comentéis.
Gracias por leer y comentar.
@wguail

You May Also Like

5 comentarios

  1. Pues me ha encantado. Se aprende mucho contigo~ Ojalá hubiera tenido una profesora de historia como tú y no los profesores que tuve. Gracias por enseñarnos cosas y tomarte tu tiempo para ello.

    ResponderEliminar
  2. Me ha encantado reina. Me ha parecido muy interesante y además te explicas muy bien. Mi primer contacto significativo con la historia de Grecia fue estudiando latín y la parte que más me apasionó fue la mitología (que es lo que más me ha chiflado de esta entrada, ¡me encantan todas las historias y entresijos de la mitología griega!). Luego ya me sumergí más en la historia... pero a través del arte. Por lo que conocer ámbitos sociales de la época ha sido muy muy interesante también. ¡Qué ganas de ir al British Museum a ver cositas bonitas! Pensaré mucho en ti. Gracias por esta entrada :)

    ResponderEliminar
  3. Aayy, siempre me quedé con ganas de aprender más sobre el papel de la mujer en Grecia. Eres genial <3

    ResponderEliminar
  4. La leí cuando la publicaste y no comenté nada (esa mala costumbre de ser lectora fantasma me la tengo que ir quitando). Pero bueno, más vale tarde que nunca. En el instituto Historia no me gustaba porque me resultaba pesada la forma de impartir la asignatura, pero compartes cosas como estas que, no sé, realmente despiertan interés y ganas de aprender más. Lo explicas tan bien, de forma tan amena que una se queda haciendo scroll a ver si hay más que leer.

    <3

    ResponderEliminar
  5. Me he ido una temporada de las RRSS (twitter y blogger, que l otengo en parón) pero me paso por aquí y es una alegría, porque nos muestras cosas interesantísimas y lo haces con cariño y amor por lo que estudias/lees/te interesa, eso nos lo transmites y es encantador.

    Gracias por traernos estas cosas, W, no llevo muy bien la Historia, ya lo sabes, pero con cosas así le cojo el gustillo <3.

    Abrazos a pAris.
    13.

    ResponderEliminar